Los lobeznos

Los lobeznos se encuentran cuidados amorosamente desde el momento en que nacen. Sus padres se preocupan de que estén bien alimentados, limpios y protegidos constantemente. En realidad, los lobos se encuentran entre los mejores padres del reino animal. La madre no se separa de las crías durante semanas después de su nacimiento.  Normalmente, no tiene que dejar a sus hijos para ir en busca de comida, porque el padre y otros miembros de la familia se la traen.

A medida que las crías crecen y empiezan a explorar el mundo, otros miembros de la familia comienzan a desempeñar un mayor papel en sus vidas. Los lobatos aprenden a respetar a los lobos mayores y empiezan a encontrar su sitio en el orden de dominio de la manada.

Madrigueras de lobos

Los lobos a veces cavan sus propias madrigueras, pero también pero también utilizan madrigueras echas por zorros, tejones y otros animales. Cuando excavan la suya propia, suelen hacer más de una para poder trasladar a las crías si una madriguera es descubierta.

Los lobeznos nacen bajo tierra, en una madriguera. Generalmente, éstas se encuentran excavada en la ladera de una colina y consiste en un largo túnel que conduce a la cámara donde han nacido las crías. El túnel puede medir 9 metros de largo y tiene una ligera pendiente para evitar que el agua de la lluvia entre en la cámara.

lobos

Desarrollo de los lobos bebés 

Un grupo de lobeznos que han nacido a la vez se llama camada. El número de crías de una camada puede variar de 5 a 14. El término medio está en 6. Los lobeznos son ciegos al nacer. Tienen un pelo suave y esponjoso y sus orejas son colgantes. Cada uno de ellos pesa aproximadamente medio kilo.

Hacia el duodécimo día de vida las crías abren los ojos. Al principio son azules, pero más tarde cambian a amarillos. Durante las primeras semanas de vida, las crías se alimentan sólo con la leche de su madre, después empiezan a comer carne, cada vez en mayor cantidad. Los adultos traen la carne de la caza en sus estómagos. Para que les den carne, los lobeznos lamen las fauces de los adultos. Esto hace que ellos la devuelvan a su boca y se la den a los pequeños.

 Hacia las dos semanas, los lobeznos pueden andar y, una semana después, salen de la madriguera por primera vez y juegan en la entrada. Los lobeznos crecen muy deprisa, cuando tienen tres meses, ya se parecen a un lobo adulto. Cuando llegan a los seis meses, empiezan el aprendizaje de la caza.

¿Cómo se comportan los lobeznos?

A edad muy temprana, los lobitos empiezan a establecer un orden de dominio entre ellos. Cuando sólo cuentan con un mes, los cachorros de una manada suelen pelearse entre sí para ver quien es más fuerte.

Durante un cierto tiempo, pueden luchar a diario. Al final, uno de los cachorros se tumbará de espaldas para indicar que se rinde y el otro alzará su cola en señal de dominio como lo haría un adulto.

Peluches de lobos más vendidos:

Tuslobos.com tu tienda online de productos de lobos

juguete de lobo

Juguetes

Divertidos juguetes para que tus hijos jueguen durante horas y conozcan a este fabuloso animal que es el lobo.

figura de lobo

Figuras

Elegantes y llamativas figuras de lobos para decorar cualquier lugar de tu hogar.